Cuna de viaje Lullago de Chicco

Cuna de viaje Lullago de Chicco

Comienza diciembre y empezamos nuestro “Calendario de Adviento” particular. Durante todo el mes os enseñaré artículos que he utilizado durante mi embarazo, maternidad o simplemente deseos que tengo en mente para regalar o ser regalados estas fiestas ¿os gusta la idea? Pues empezamos con una cuna de viaje que he utilizado con mis mellizos, la cuna de viaje LullaGo de Chicco. Una práctica cunita tipo minicuna o moisés transportable que puede ser utilizada tanto en casa como en desplazamientos o viajes porque se pliega muy fácilmente.

Si no la conoces hoy te cuento mi experiencia con ella.

cuna de viaje Lullago de Chicco

Tener una cuna de viaje, imprescindible

Si tenéis en mente pedir o hacer un regalo para un futuro bebé y todavía no habéis incluido en la lista una cuna de viaje ¡apuntadlo!

Para mí ha sido uno de los artículos de bebé que más he utilizado. Vivo en una casa grande de varias plantas y tener la posibilidad de tener una cuna portátil en casa para mi es primordial. Aparte de utilizarla como segunda cuna, una cuna de viaje te da la libertad de desplazarte con los bebés a cualquier casa sin tener problemas para que duerman de una manera segura.

Buscando entre varias marcas encontré la cuna de viaje LullaGop de Chicco. Lo que más me gustó fue que era una cuna de viaje tipo moisés pero de dimensiones bastante amplias, especialmente en anchura. Al tener dos bebés mellizos era justo lo que necesitaba porque quería que durmiesen juntos el mayor tiempo posible.

Con una estética minimalista, de colores suaves, era perfecta para combinar con cualquier estancia de la casa (no sé por qué todas las cunas de viaje suelen ser muy coloridas y justo lo que yo buscaba ahora era todo lo contrario).

Los bebés han dormido en ella varios meses. Ha estado en nuestra habitación las primeras semanas porque nos resultaba muy cómoda tenerla cerca de nuestra cama y después cuando ya pasamos los bebés a sus minicunas independientes (como a los 3 meses) colocamos la LullaGo en el salón.

LullaGo es desmontable y plegable por lo que llevarla de viaje es muy fácil. Puede ser transportada en la práctica bolsa que incorpora para llevarla fácilmente siempre contigo. Su estructura es de aluminio, ligera y estable (ha aguantado el movimiento de mis dos bebés), incorpora tacos antideslizantes sobre las patas y lo mejor es que es muy fácil de montar y desmontar gracias a dos botones muy visibles e intuitivos.

Está realizada en tejido muy suave con inserciones en malla para una correcta ventilación. Esto me ha gustado mucho porque incluso desde la cama puedes ver a los bebés. Es muy fácil de lavar tanto el colchón como el propio tejido de la cuna gracias a unas prácticas cremalleras.

Ahora que Héctor y Alejandro son grandes para dormir juntos en esa cuna es perfecta para utilizarla como parque así que ya os la enseñaré en esa opción cuando los bebés puedan utilizarla.

Que disfrutéis del fin de semana.

Compártelo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *